Qué hacer cuando su perro no sale a pasear

Algunos perros tiran, saltan y se abalanzan para que sus dueños los lleven a pasear; sin embargo, es posible que su perro no esté tan entusiasmado con las caminatas. Si bien un descanso de las caminatas puede parecer una gran idea, podría ser una señal de que su perro está enfermo. Así que primero, intentemos averiguar por qué su perro puede estar desinteresado en las caminatas. Es importante eliminar cualquier condición médica, así que consulte a su veterinario y discútalo con él. Pueden sugerirle que haga algunos análisis de sangre, muestras de orina y heces o radiografías, sólo para ver si hay algo un poco fuera de lugar en el interior de su perro. Si su veterinario libera a su perro de cualquier enfermedad que le impida disfrutar de su paseo diario, podría ser un signo de un problema de comportamiento. Tu amigo de cuatro patas puede que se aburra de la monótona caminata diaria como tú. Arregle esto añadiendo algo de interés trotando, corriendo o incluso visitando un parque canino a mitad de la ruta para atraer a su perro. Lo más probable es que él o ella notará el cambio y esto fomentará la probabilidad de que quieran salir a caminar. También puede intentar tomar diferentes rutas, ir de excursión, nadar o incluso traer a otro perro para animar las cosas. Si no es la falta de variación lo que tiene a su perro desinteresado, es posible que tenga que consultar con un especialista en conducta. Algunos perros pueden haber experimentado algo traumático en una caminata y esto podría ser lo que les impide ir a otra. Los especialistas en comportamiento animal pueden ayudarle tanto a usted como a su perro a superar este tipo de experiencia para que ambos puedan disfrutar de sus paseos de nuevo. Recuerda que tú también tendrás que dejar atrás cualquier experiencia negativa y concentrarte en el ahora para que no estés emitiendo ninguna energía temerosa o negativa que tu perro pueda captar. Si usted piensa que la experiencia puede ocurrir de nuevo, entonces tome una ruta diferente para que se sienta más seguro y relajado. Disfrutar de las caminatas es muy importante, ya que permite que su perro haga ejercicio y libere cualquier exceso de energía, así que no se rinda. Es algo en lo que hay que trabajar, pero con paciencia y diligencia se puede volver a disfrutar de los paseos.

Deja un comentario